Mi padre

Papi, eres grande

Mi padre, un hombre especial, mi padre me dice cosillas de otros tiempos, me da consejos sobre brujas, ogros y princesas, es sabio mi padre, tiene callos en las manos y es bueno como el algodón de azúcar, nació en los años duros, es duro mi padre como sus callos, lo retrato en sepia por que es mi viejo querido, aquél que superó tormentas en el invierno, caminó por el desierto, se hizo fuego de ira y disconformidad, se hizo agua que se dejaba llevar como en los ríos, mi padre no es un nuevo rico, y tampoco antiguo pobre, por que la riqueza de mi padre está en su corazón de pestiño, su corazón de piñonate, se llama Fermín, y no es Navarro, mi padre es de la sierra sevillana, de El Ronquillo, mi padre ha visto mundos que son otros mundos en esta otra parte del mundo, mi padre abre las puertas de su casa a los nobles de corazón, al que lo necesita, me enfado con él por esta causa, temo que utilicen su bondad los lobos con piel de cordero, mi padre es la huella que yo sigo, es amor y la ternura, conoce lo que no está escrito, y vió a la Paquera de Jerez a lomos de un burro, acompañado de mi abuela, quedó estupefacto, fue en Almadén de la Plata, mi padre es sabio, repito, por que es una andaluz tolerante, pero no tolera la ignominia.

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s